Guía para visitar Kuching y alrededores, Borneo

Kuching, ciudad situada al oeste del Borneo malayo, es la ciudad que muchos viajeros eligen como base para visitar esta bonita zona de la enorme isla. Muchos se limitan a dormir en ella y solo van de paso centrándose en los Parques Nacionales que la rodean, pero nosotros decidimos quedarnos ni más ni menos que cinco semanas! Después de tantos meses de viaje Kuching era exactamente lo que estábamos buscando: una ciudad tranquila, sin demasiado tráfico y con atractivos y excursiones cercanas. Si decides quedarte unos días por “la ciudad de los gatos”, no dejes de leer esta guía de Kuching que hemos preparado para que disfrutes al máximo tu estancia y no te pierdas nada.

 

Cómo llegar

Kuching está bien comunicado con el resto del Borneo malayo y encontrarás autobuses regulares. Si es tu punto de llegada a la isla, puedes reservar un vuelo al aeropuerto de la ciudad. Desde ahí, como te contamos en la información práctica más abajo, lo mejor es pedir un taxi a través de uber o grab.

 

Dónde dormir

Las primeras dos noches nos alojamos en Hero Hostel. Tiene las habitaciones privadas más baratas de la ciudad, es muy limpio y Regina, la recepcionista, es adorable y tiene unas ganas de ayudar que no podemos describir. Pero tiene varias desventajas. En la planta de abajo tiene una habitación llamada “Noisy Room”, nombre que no es casual. En la misma calle hay unos locales de música y karaoke que, aunque en las habitaciones más interiores del Hero Hostel no es tan molesto el ruido, si tienes sueño ligero te va a ser difícil dormir. Por otro lado las habitaciones son pequeñas y ninguna tiene ventana al exterior, por lo que para una estancia de varios días puede ser agobiante. Además la zona común no está habilitada para pasar tiempo en ella.

De ahí cambiamos al Borneo Seahare Guesthouse, donde colaboramos unas horas al día en la recepción a cambio de alojamiento. Nuestra experiencia no pudo ser mejor. Todos los que trabajan allí son increiblemente majos y buenas personas, el ambiente es inmejorable y el hostel y las habitaciones son básicos, pero todo es muy limpio y cómodo. La relación calidad precio es la mejor que encontramos en Kuching y el espacio común es grande y equipado con todo: bar, mesas, diana, instrumentos, ordenador, cocina, sala de tv con series, películas, música… Las habitaciones privadas son bastante grandes y, excepto la de dos camas individuales, todas son exteriores. El precio siempre incluye un desayuno básico y desde la recepción siempre te ayudan con toda la información que necesites sobre la ciudad y las excursiones. Independientemente de nuestra colaboración allí (no ganamos nada con esta recomendación), si volviéramos a Kuching nos quedaríamos otra vez allí, por lo que lo recomendamos cien por cien.

 

Qué ver y hacer

 

En Kuching

 

  • Waterfront

Especialmente al atardecer, cuando el cielo se tiñe de colores, el paseo peatonal a la orilla del río es muy agradable. Los fines de semana montan un bazar donde se puede cenar comida exquisita.

  • Chinatown e India Street

Los lugares con más ambiente de la ciudad, con sus pequeñas tiendas tradicionales.

  • Mercado Kubah Ria

Durante el fin de semana siempre nos pasábamos por este mercado local lleno de colores, para probar frutas que no habíamos visto nunca.

Si tienes curiosidad por probar el “pastel de capas” o ya lo has probado y te encanta, en frente de este mercado verás una tienda con muchísima variedad. Probamos el de queso y arándanos, el de canela y otro que no llegamos a entender de qué estaba hecho, fueron los más buenos que comimos.

Lo mejor para llegar es pedir un taxi con uber o grab.

  • Museo del Estado de Sarawak (Sarawak State Museum)

En una zona de jardines en el centro de la ciudad se encuentra este museo, el más antiguo de Sarawak. Es perfecto para pasar un par de horas o tres aprendiendo sobre la historia de la región, sus tribus, los animales que la habitan y sus curiosidades.

La entrada es gratuita y suele estar abierto entre semana de 9am a 4:30pm (como todos los museos en Kuching).

  • Museo Chino (Chinese Museum)

Este museo, también gratuito, alberga la historia de la comunidad china en el estado de Sarawak. Es bastante pequeño pero muy completo e interesante.

  • Museo del Gato

No fuimos a este museo, pero nos dijeron que es el único museo del gato que existe. Si alguien fue que nos cuente qué tal.

  • Mezquita y templos

Como en toda Malasia, en Sarawak destaca la mezcla cultural y religiosa. Desde su gran mezquita de cúpulas doradas, hasta el pequeño templo hindú, pasando por los templos chinos, no te puedes perder el variado arte religioso de la ciudad.

  • Cruzar el río

No dejes de visitar la parte menos turística de la ciudad, casi mimetizada entre la selva y totalmente diferente a la parte de la ciudad en la que te sueles mover. Solo tienes que acercarte a uno de los pequeños embarcaderos del waterfront, por RM1 o la mitad, dependiendo de dónde vayas, te cruzarán en una pequeña barca.

  • Orquid Park

Si te gustan las flores y en especial las orquídeas, a ese lado del río podrás pasar un rato relajante en el jardín de orquídeas. Tienen una variedad de ellas alucinante y está muy bien cuidado.

La entrada es gratuita.

 

Cerca de Kuching

 

  • Parque Nacional Bako

Se podría decir que es el punto fuerte de la zona, el lugar estrella. La mayoría de los viajeros que pasan por Kuching se acercan a visitar este parque. También es uno de nuestros lugares favoritos. Los monos narigudos te esperan al amanecer y al atardecer, rutas de senderismo para todos los gustos, jabalíes barbudos, macacos, todo tipo de reptiles e insectos, manglares, playas y selva.

  • Semenggoh Wildlife Center

Déjanos adivinar, no te quieres ir de Borneo sin ver a los preciosos orangutanes! Semenggoh, a solo unos kilómetros de Kuching, es un buen lugar para ello. Los animales viven en semilibertad. Nada de jaulas ni orangutanes semidomésticos. Están sueltos y totalmente libres en el área. Lo que pasa es que su hábitat ha sido destrozado hasta el punto de que no tienen suficiente alimento para sobrevivir por lo que, sobre todo en algunas épocas en las que hay menos frutas, se les proporciona una parte de alimento.

El parque solo está abierto dos horas al día (de 9am a 10 am y de 3pm a 4pm), una por cada vez que se les da comida. Desde un mirador puedes observar cómo vienen hasta la plataforma donde les han dejado la fruta. Al estar libres, que vengan o no depende de la suerte. Nosotros no vimos al macho, pero sí a tres hembras y uno de los dos bebés.

Se puede llegar en bus (K6 y 6) o en taxi y la entrada cuesta RM10. Si vas por la mañana y te quedas con ganas de más, puedes volver por la tarde con el mismo ticket.

  • Fairy Cave

Varias cuevas se pueden encontrar en los alrededores de la ciudad, pero dicen que ninguna tan especial como esta. No podemos comparar porque es la única que visitamos, pero te podemos decir que merece la pena. Está muy bien habilitada para recorrerla sin dificultad. La luz que entra por el gran orificio y la espesa vegetación en el interior forman unos colores realmente de cuento.

La entrada cuesta RM5 y cierra a las 4pm.

  • Kubah National Park

Menos famoso que Bako, pero también muy interesante. Hicimos la ruta que lleva a la cascada y vimos muchísimos animalitos, sobre todo insectos y arañas. Es un lugar ideal para pasar la noche y observar diferentes tipos de ranas.

Dentro del parque se encuentra el Matang Wildlife Center. Supuestamente es un centro para la recuperación de animales, y no podemos decir si ciertamente lo es o no, pero el aspecto es el de un zoo. Con un montón de animales salvajes enjaulados, independientemente de la razón, nos resultó bastante desagradable para visitar.

  • Wet Lands

Un paseo por el río te llevará a ver delfines y pájaros de muy cerca. Si además tienes suerte, los cocodrilos y los monos narigudos suelen merodear por la zona.

  • Tribus

Una de las cosas más fascinantes de Sarawak es su multiculturalidad. Sumada a la variedad cultural del país malayo, en este estado habitan una serie de tribus que aún mantienen costumbres exóticas para los viajeros. La más famosa es la tribu de los Iban, los “cortadores de cabezas” los llamaban. Uno no se puede ir de Sarawak sin visitarlos y escuchar las interesantes historias que esconde su cultura.

 

Dónde comer

Nos encanta la comida malaya y tenemos que decir que para nuestro gusto, en la zona de Kuching no se encuentran las mejores cocinas. De todos modos, algunos restaurantes buenos se pueden encontrar. Os dejamos las recomendaciones de los restaurantes que más repetimos.

  • Warong Nusantara

Gran variedad de comida local malaya con buffet al mediodía (para la cena durante el mes de Ramadán). Tienen una lista bien extensa de rotis, el personal es majísimo y los precios bastante bajos, sobre todo si eliges buffet.

  • Ceylonese

Comida de Sri Lanka e India con un sabor delicioso y picante moderado (se agradece). Los Naan son una perdición de lo buenos que están!

  • Chong Choon

Solo abierto de 6am a 11am, es un patio de comidas muy concurrido por la gente local. Se pueden encontrar casi todo tipo de desayunos, incluso un sandwich, pero la especialidad es el típico desayuno local: laksa.

  • Topspot

En la última planta de un parking, al exterior, podrás encontrar este lugar con una gran variedad de puestos para pedir comida, especialmente marisco y pescado. También es un lugar que suele estar lleno de gente local para la cena. Los platos vegetarianos también son muy ricos!

 

Información práctica

 

  • Uber y Grab. Estas dos aplicaciones de servicio de taxi te van a venir muy bien en Kuching. Funcionan de maravilla y son muy económicas. Además las conductoras y conductores suelen ser muy habladores y simpáticos.
  • En el aeropuerto hay wifi gratis disponible, de manera que ya te puedes ahorrar unos cuantos ringgits usando esas aplicaciones para llegar a la ciudad.
  • Si vas a estar varios días en la ciudad y te apetece alguna salida nocturna no te quedes en casa dejándote engañar por el carácter tranquilo de la ciudad, hay muchos lugares para salir a tomar unas copas, jugar al billar, dejarte la garganta en un karaoke…
  • Rainforest festival. Si estás en Kuching entre junio y agosto, no olvides mirar si coincides con este festival de músicas y culturas del mundo, muy famoso y casi obligatorio si tienes la oportunidad.
  • Kuching es una ciudad muy acogedora, en gran parte por su gente. ¡Mézclate con ellos!

 

 

(Visited 75 times, 1 visits today)
A compartir

1 comentario en el artículo "Guía para visitar Kuching y alrededores, Borneo"

Avísame de
1000
Ordenar por:   más nuevos | más viejos | más votados
wpDiscuz